Hospedaje en un hostal: consejos que pueden salvar la vida

Viajar no siempre es barato y no siempre puedes contar con una cama box spring 2 plazas en una gran habitación solo para ti. En ese caso, la elección número uno es siempre un hostal, pero compartir una habitación con varios desconocidos puede ser tanto una experiencia increíble de amistades y aprendizaje cultural, como también puede convertirse en un infierno.

Conoce algunos consejos que pueden salvar vidas a la hora de viajar y hospedarse en un hostal:hostel

Elegir el hostal

Al buscar un hostal tenga en cuenta al menos 3 factores:

Evaluación media: evite los lugares mal evaluados. A veces poca plata a más puede hacer la diferencia entre un viaje lleno de estrés y un lugar que te sientas cómodo.

Ubicación: el peor ahorro posible de viaje es alojarse en un hostal lejos de cualquier punto central de una ciudad. Por eso siempre elija hostal situado cerca de estaciones de metro, tren y en el centro de la ciudad se pretende recogerlo a pie. Por mejor valorado que sea el local, estar lejos del centro puede tomar mucho tiempo de su viaje.

Servicios incluidos: evaluar qué servicios ofrece el local puede hacer toda la diferencia al final del viaje.

Algunos servicios que siempre agregan al hostal 

Wifi Gratis: si cobran por algo trivial y barato como Internet, imagina entonces cómo debe ser el resto de los servicios.

Desayuno: La comida de gracia siempre es bienvenida. Y si te están ofreciendo eso quiere decir que el lugar te va a ofrecer un buen servicio, la mayoría de las veces.

Toallas: muchas personas evitan o se olvidan de viajar con toallas. La mayoría de los hostales ofrecen servicio de alquiler de toallas, pero los que ofrecen gratuitamente, suelen tener un mejor servicio.

Tipos de habitaciones

Al reservar un hostal te encontrarás con la difícil elección de las habitaciones y la primera cosa que se debe pensar es: la cama. No vas a encontrar una cama box spring 2 plazas, por eso, el enfoque debe ir más allá de eso y pensar en el numero de camas que las habitaciones tienen.

Siempre intente quedarse en la habitación con el mínimo posible de camas, aunque cueste un poco más, pues cuanto más gente durmiendo en la misma habitación significa más ruidos como los temibles ronquidos. Y por hablar en ronquido, no dejes de llevar un par de tapa ojos y tapa oídos. Estos dos accesorios pueden ser el punto crucial que define una buena noche de sueño o una noche mal dormida.

, , , , ,

Comments are closed.

Powered by WordPress. Designed by Woo Themes